Ya está disponible la segunda edición de nuestra revista en papel ¡Visita nuestra tienda!

Por qué en otoño debemos apostar por el láser en los tratamientos faciales si nos preocupan las manchas

La piel tiene memoria y en otoño, la falta de cuidados del verano pasa factura. Los tratamientos láser son una opción segura, actúan en profundidad y obtiene resultados de manera más rápida y eficaz

El otoño es la época donde más notamos la aparición de alteraciones cutáneas. Durante el verano se unen factores como el daño del sol o la pérdida de la rutina de belleza, que provocan una respuesta de la piel en forma de manchas, acné o finas líneas de expresión. De entre todas las técnicas, las expertas en dermatología de Longevity Hub by Clinique La Prairie Madrid recomiendan el láser.

El láser trabaja de forma directa sobre las imperfecciones cutáneas de forma más intensa. Su acción mejora notablemente el aspecto de la piel, tratando directamente el problema y mejorando la superficie del rostro gracias a la producción de colágeno y elastina. Se trata de procedimientos cosméticos mínimamente invasivos que promueven la longevidad, la belleza y el antienvejecimiento con un enfoque centrado en los resultados.

En Longevity Hub by Clinique La Prairie Madrid estudian las necesidades de cada tipo de piel para establecer un protocolo personalizado para cada paciente. Por eso, descubre los mejores tratamientos láser para dejar atrás las manchas y devolver la uniformidad y el brillo a tu piel.

  • Láser CO2: El láser de CO2 de Longevity Hub by Clinique La Prairie Madrid es un tratamiento cutáneo que trata en profundidad cicatrices, cierra los poros, elimina las manchas solares y disimula las líneas de envejecimiento gracias a su efecto tensor. El resultado es una piel uniforme, sin marcas. En función de la profundidad de actuación se tratan unas manchas u otras, siendo recomendables de 1 a 3 sesiones en función del tiempo que lleven en la piel.
  • Fotorrejuvenecimiento facial: Este tratamiento por luz y láser rejuvenece la piel y le aporta un aspecto general más suave y joven. Reduce las manchas oscuras, el daño provocado por el sol, el melasma y los capilares rotos. Además, trata los signos de la edad, como las arrugas y las manchas de la edad. Consigue una tez más uniforme, reduce la rosácea, disminuye las líneas de expresión, reduce la pigmentación irregular, mejora la textura de la piel áspera y reduce los poros dilatados.
  • Láser Génesis: El láser Génesis calienta la dermis superior, estimulando la producción de nuevo colágeno. El calor controlado mata las bacterias que causan el acné y al mismo tiempo trata el enrojecimiento y las primeras cicatrices del acné. Mejora y rejuvenece el aspecto de la piel, así como el tono y la textura de forma no agresiva. Trabaja desde la primera sesión, pero se recomiendan entre 4 y 6
  • Láser IPL: El láser IPL basa su acción en la luz pulsada para actuar de forma más rápida y en zonas más amplias. Al poseer un espectro de luz más amplio, se emplea en áreas más extensas de la piel. Este tipo de tratamientos son menos agresivos y generan colágeno nuevo para unificar el tono y potenciar la sensación de buena cara que nos ayude a tener la piel sana y bonita.

Mi Carro Close (×)

Tu carrito está vacío
Ver tienda