Ya está disponible la segunda edición de nuestra revista en papel ¡Visita nuestra tienda!

Picones de María, un pequeño restaurante con una gran esencia

Una encantadora casa de comidas en la capital donde disfrutar de una magnifica cocina honesta protagonizada por las mejores materias primas

Existen restaurantes con encanto y sin duda, Picones de María es una buena muestra de ellos. Un coqueto espacio, a escasos metros de la madrileña Plaza de Castilla, que cuenta con apenasseis mesas cuidadosamente montadas para que disfrutemos plenamente de una velada absolutamente inolvidable. Elegantes manteles, bonitas vajillas y un servicio atento y sumamente profesional, nos adentran en el universo particularde Picones de María. Un restaurante sencillo, con alma de casa de comidas, donde cocinan siempre a fuego lento y con mucho amor. Los grandes protagonistas de su apetecible carta son siempre las mejores materias primas. Una carta estacional que parte de excepcionales productos de temporada que nunca defraudan.

Su artífice el encantador Jesús Peinado, disfruta explicando personalmente al comensal cada plato que sale de la cocina. Un apasionado de la gastronomía que continúa al pie del cañón como el primer día. Jesús y su mujer, María Meño, tienen las tablas adquiridas en su primer proyecto gastronómico. Trece años al frente de una modesta casa de comidas en el castizo barrio de Tetuán cuyagran acogida, les animó a embarcarse en Piconesde María. Un encantador restaurante con sabores de siempre. Una cocina tradicional, honesta y cuidadosamente elaborada, que se traduce en deliciosos platos de corte clásico que derrochan clasicismo y saber hacer.

En nuestra visita a Picones de María comenzamos saboreando una espectacular chistorra de Zubiri que disfrutamos plenamente antes de sucumbir a los encantos de la espectacular ostra Daniel Sorlut nº 2 en escabeche de gallina. Continuamos con unas sabrosísimas y súper cremosas croquetas caseras de cecina ahumada de León que son una verdadera delicia.

El brioche de caviar y velo ibérico que probamos a continuación, nos soprendió muy gratamente. Un original bocado que desembocó en una impresionante cazuelita de gamba blanca de Huelva al ajillo que llegó humeando a la mesa, embriagándonos con sus seductores aromas antes de pasar a probar la atrevida ensalada de higo con ibérico y parmesano. Una combinación original, equilibrada y acertada que merece la pena probar al igual que los sublimes boletus en dos texturas.

El steak tartar de chuleta madurada es muy posiblemente de los mejores que hemos probado hasta la fecha. Con un sutil toque de trufa y coronado con la yema de un huevito de codorniz nos enamoró con cada bocado.

De postre, resulta fundamental probar su tarta de manzana casera. El broche final perfecto para una velada absolutamente memorable.

Picones de María, el pequeño gran restaurante de Jesús y María nos enamora con el encanto de las casas de comidas de antaño. Un íntimo espacio donde el disfrute y los buenos momentos … ¡Están siempre garantizados!

Picones de María

DirecciónCalle de Simancas, 12, 

28029 Madrid

Teléfono914 59 99 09

Web: https://www.piconesdemaria.com/

Ticket Medio: 50€

Mi Carro Close (×)

Tu carrito está vacío
Ver tienda